Las 7 principales tendencias en gestión de proyectos para 2024

Top 7 Tendências de Gestão de Projetos para 2024

La revolución digital de los últimos años ha transformado gradualmente el enfoque de las organizaciones (y de los directivos) sobre la gestión de proyectos.

En este desafiante contexto, la integración de la inteligencia artificial (IA) se perfila como un poderoso catalizador que redefine los límites y las posibilidades de la gestión de proyectos contemporánea.

A medida que las empresas buscan mejorar la eficacia, optimizar los recursos y anticiparse a los retos, la Inteligencia Artificial se está convirtiendo en una herramienta esencial para impulsar la excelencia en la entrega de proyectos.

En este artículo exploramos el papel transformador de la inteligencia artificial en la gestión de proyectos, analizando cómo las tecnologías emergentes están dando forma a una nueva era de planificación, ejecución y supervisión de proyectos, promoviendo un enfoque más inteligente y eficaz para alcanzar los objetivos de la organización.

Ahora que se acerca el año 2024, hemos enumerado 7 tendencias de gestión de proyectos para el futuro próximo que, por supuesto, están relacionadas con la inteligencia artificial

 

Resistencia a la innovación

El cambio tiene sus costes y no siempre es fácil de gestionar. Por eso es normal que los jefes de proyecto de todo el mundo se enfrenten al problema de la resistencia de su equipo al cambio. Básicamente, es algo innato al ser humano. Sin embargo, también se asocia a la adaptación y esto es lo que debe reforzarse con el tiempo.

La mejor herramienta del mundo es inútil si la gente no la utiliza. Encontrar estrategias para mitigar la resistencia asociada a ella, apostando por la adaptación, ayudará a mitigarla, ganándose aliados en lugar de adversarios.

Algo utilizado porTask and Flow es no presentar nunca una solución sin abordar antes las frustraciones del equipo. Al presentar la solución, abordamos cada uno de los problemas mencionados por el equipo y cómo resolverlos.

 

El tiempo es oro

Es crucial medir el tiempo dedicado a cada tarea y no siempre es fácil. De hecho, plataformas como Asana son grandes herramientas para hacer más eficientes los proyectos, ayudando a centralizar la información y obteniendo informes detallados en tiempo real.

Sin embargo, como ya hemos detallado varias veceslo que Asana hace va más allá, incluyendo la integración de “contadores de tiempo”.

Los controladores de tiempo como Harvest o Everhour ofrecen una visión precisa de la disponibilidad de cada persona; predicen el agotamiento y los retrasos en los proyectos y le permiten presupuestar con exactitud los costes de cada proyecto.

 

Despidos y eficiencia

Los despidos son, de hecho, un tema incontrolable. De hecho, grandes empresas mundiales (como Google, META, IBM y Microsoft) han adoptado esta solución para responder a las condiciones macroeconómicas actuales y al contexto de preparación para el futuro.

Los despidos no sólo sirven para prevenir sobrecostes o evitar perder dinero, sino también para corregir 2 errores: la contratación masiva y la existencia de soluciones para tipos de trabajo manuales y repetitivos.

De hecho, cualquiera que ocupe un puesto de nivel C el año que viene tendrá que aplicar soluciones de optimización del trabajo para evitar la sobrecontratación y eliminar los puestos que ya no tengan sentido

 

Controlar

En un mundo en el que todo se mide y se controla, los directores de empresa y de proyecto necesitan saber en qué punto se encuentran sus proyectos en cada segundo.

Esta necesidad de supervisión en tiempo real se ha vuelto más crucial que nunca a medida que crece la complejidad de los proyectos y aumentan las expectativas de entrega.

Por ello, la integración de la inteligencia artificial en la gestión de proyectos se perfila como una respuesta innovadora y esencial. Al incorporar algoritmos avanzados y aprendizaje automático, la IA permite a los gestores trascender las limitaciones tradicionales, anticipándose a los posibles obstáculos, al tiempo que optimiza los recursos y proporciona una visión holística que va más allá de lo que es efectivamente la capacidad humana.

 

Información

Si hay una frase que se repite estos días es “la información es poder”. Los datos son una especie de guía que le ayuda a tomar decisiones y realizar ajustes con conocimiento de causa, sobre todo en lo que respecta a la asignación de recursos, los retos potenciales y la forma de evitar desviaciones.

Sin embargo, a medida que nos adentramos en la era de la integración de la inteligencia artificial en la gestión de proyectos, esta máxima adquiere una nueva dimensión.

La inteligencia artificial no sólo proporciona a las organizaciones cantidades masivas de datos en tiempo real, sino que también ofrece capacidades analíticas sin precedentes.

Al emplear algoritmos avanzados de procesamiento de datos, la IA no sólo revela patrones y tendencias, sino que también anticipa escenarios futuros, proporcionando una ventaja estratégica considerable.

En este contexto, los datos no son sólo una guía, sino una fuente dinámica de información capaz de hacer predicciones que impulsen una toma de decisiones proactiva.

Es más, la gran cantidad de información acumulada a lo largo del tiempo no sólo sirve como antecedente histórico para futuros proyectos, sino que también puede ser un gran recurso para el aprendizaje continuo, permitiendo a las organizaciones optimizar sus estrategias basadas en experiencias pasadas de una forma más precisa y eficaz.

 

Trabajo a distancia

Aunque algunas empresas están volviendo a las soluciones de trabajo a distancia a la presencialidad, lo cierto es que ha llegado para quedarse, aunque sólo sea de forma ocasional. De hecho, el trabajo a distancia requiere un enfoque adaptado a cada equipo y una comunicación clara.

En lugar de adoptar herramientas de comprobación periódica (que pueden eludirse) y videoconferencias excesivas, será esencial implantar herramientas de colaboración, con plazos realistas y asignaciones de tareas transparentes. Los equipos deben estar todos en la misma página, o mejor dicho, ¡en la misma plataforma!

 

Personalización

Con tantos enfoques (válidos) de la gestión de proyectos, una de las mayores tendencias para 2024 es la total personalización y adaptación tanto de las herramientas como de las integraciones al flujo de trabajo, la especificidad empresarial y los requisitos del proyecto.

A medida que la integración de la inteligencia artificial en la gestión de proyectos gana protagonismo, la personalización es cada vez más importante. No se trata sólo de elegir entre diferentes metodologías de trabajo, sino de dar forma a un entorno de trabajo verdaderamente único y optimizado para las necesidades específicas de cada proyecto y organización.

Herramientas populares como Asana, Monday, Trello y otras, que ya son conocidas por su flexibilidad, están incorporando la inteligencia artificial para llevar la personalización a un nuevo nivel.

Como resultado, no sólo se adaptan a docenas de metodologías de trabajo, sino que también utilizan algoritmos avanzados para comprender los matices específicos de cada proyecto.

A medida que se acerca el futuro, está claro que la gestión de proyectos se está transformando en un ámbito más dinámico y eficaz, impulsado por importantes innovaciones.

Las 7 tendencias en gestión de proyectos para 2024 que se exponen en este artículo muestran un cambio de paradigma, destacando la creciente influencia de la integración de la Inteligencia Artificial en el panorama empresarial.

La integración de la inteligencia artificial no es sólo una tendencia, sino una evolución necesaria para impulsar la excelencia en la gestión de proyectos, permitiendo a los equipos alcanzar nuevas cotas de eficacia, creatividad y excelencia.

Leave A Comment